La Barriada/Martín Aguilar/El que con lobos se juntan

Las arduas negociaciones que permitieron el nombramiento del perredista Víctor Hugo Lobo como presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso de la CDMX destrabaron también las designaciones en las unidades administrativas.

La fracción legislativa de Morena se oponía a que Lobo Román ocupara la coordinación del máximo órgano de gobierno en Donceles, aunque, por ley, le correspondía, nada más por encabezar a la tercera fuerza legislativa local.

Luego de que los números no les dieron a los morenos para bloquear al perredista, antes quisieron dejarlo fuera robándole un diputado y ofreciéndole el cargo al PRI, no les quedó más remedio que doblar las manos.

Pero no sólo fue el nombramiento de Lobo Román al frente de la Jucopo, sino también el de la panista Margarita Saldaña como presidenta de la Mesa Directiva, con lo que los órganos de control del Congreso de la CDMX quedaron en manos de la oposición.

En el caso de la panista, llegó al cargo luego de que la fracción pejista rechazara antes a los diputados Federico Döring y Diego Garrido, por considerar que han sido duros críticos del gobierno de Claudia Sheinbaum.

Claro que los morenos no se fueron con las manos vacías, pues las negociaciones les sirvieron para destrabar los nombramientos pendientes desde hace dos años en las unidades administrativas, y se pudieron repartir el pastel a sus anchas.

Si bien el exdelegado en GAM presidirá la Jucopo, sólo le permitirán llevarse a su secretario técnico; a la panista Saldaña no le dejarán designar a quien se haga cargo de la Dirección de Comunicación Social, por ejemplo.

Al interior del pejismo en Donceles llegaron al acuerdo para que el grupo de José Luis Rodríguez se quede con el Canal del Congreso, y el de Valentina Batres con el área de Comunicación Social, por lo cual no sería raro que mañana rindieran protesta. Para prensa se menciona la llegada de una mujer con amplia carrera en Notimex, que estaría amarrada para el cargo y pudiera ser votada mañana mismo.

Otro cargo que cambiará de manos es la Oficialía Mayor, donde el interinato de Alberto Vega —funcionario identificado con la diputada Guadalupe Morales— se ha extendido ya durante varios meses y se quiere nombrar a alguien más.

En fin, que la llegada de la oposición al control de los órganos operativos del Congreso de la CDMX destrabó los nudos que la lucha interna de Morena, por el dinero y la nómina, ha mantenido paralizados los trabajos legislativos en la capital.

Por cierto, en lo que fue su primera conferencia como líder de la Jucopo, Lobo Román envió ayer un mensaje de inclusión a todas las fuerzas legislativas, a fin de concretar la armonización de las leyes con la Constitución Política de la ciudad.

Pero llamó la atención que también mandó un mensaje a Sheinbaum para ayudar a que su gobierno cumpla con las promesas que hizo a la población para mejorar su calidad de vida, sobre todo en materia de seguridad, salud y economía.

Parece que los cambios traerán mejores tiempos para el altiplano.



Categorías:Nacional

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: