La Barriada/Martín Aguilar/Nadie sabe lo que tiene

Luego que la semana pasada, la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, anunciara la salida de Arturo Medina, como subsecretario de Gobierno de la Ciudad de México, quien se integrará al equipo de Rosa Ícela Rodríguez, secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana (SSCP).

Como se recordará, Arturo Medina es maestro en Derecho por la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Se desempeñó como jefe delegacional en Tláhuac; en la misma demarcación fue director general Jurídico y de Gobierno y de Participación Ciudadana.

En el 2015, fue jefe delegacional y director general de Jurídico y Gobierno en La Magdalena Contreras, fue coordinador general de Enlace Interinstitucional con los Gobiernos de los Estados y del seguimiento de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago) en la Secretaría de Gobierno de Ciudad de México.

Ex director adjunto de la Conferencia Nacional de Municipios de México y director de Enlace Interinstitucional en la Asociación de Autoridades Locales de México.

Y aunque estamos en época de nostalgia, hay muchos en el gobierno capitalino que extrañan a Medina, ya que varios funcionarios dicen que a partir de que se fue, los ambulantes hacen caso omiso, porque no escuchan una voz oficial y confiable con la que pueden dialogar y se nota que es muy seguido que hay protestas y aglomeraciones en pleno semáforo rojo.

A pesar de que se ha afirmado en diversas ocasiones que el Gobierno no pacta con líderes y siempre busca dialogo con los comerciantes, dicen que ahora las reuniones para que los ambulantes se retiren son precisamente con esos líderes que siempre satanizaban.

Lo malo es que los métodos de esos líderes no son ni amables ni gratis y ahora exponen a sus agremiados a riesgo de contagio y hasta de extorsión, por lo que el remedio salió peor que la enfermedad.

Y es que desde que empezó el semáforo rojo el sábado pasado, los ambulantes no han querido retirarse de las principales avenidas y los que son no esenciales no se han querido retirar tampoco, pese a que desde el lunes el gobierno capitalino cerró todos los accesos al Centro Histórico para inhibir la entrada de clientes y compradores.

Siendo que en una edición bis de la Gaceta Oficial publicada la tarde de este lunes se indicó que sólo se permitirá la operación de servicios de hospedaje, farmacias y restaurantes, pero sólo son servicio para llevar o entrega a domicilio.

Y el resto de las actividades no estarán permitidas, incluidas, el comercio en vía pública y las romerías de venta de juguetes.

Por lo que se incluye el cierre de tiendas departamentales, plazas y centros comerciales.

Además, en todo el territorio que comprende la Ciudad de México se suspende de manera alternada en las 16 Alcaldías, las actividades relacionadas con la venta de bebidas alcohólicas en todas sus graduaciones los viernes, sábados y domingos.

Las medidas tendrán vigencia de este lunes 21 de diciembre de 2020 al 10 de enero de 2021, se indicó, y aunque Sheinbaum ya dijo que no recurrirán a la fuerza pública para el retiro de los ambulantes, ya veremos cómo los quita del Eje Central donde se fueron a instalar y estorban para caminar y ponen en riesgo de contagio a todos los que transitan ahí.



Categorías:Nacional

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: