Es preocupante que el presupuesto 2022 afloje la disciplina fiscal

Rebeca Marín

El Presupuesto de Egresos de 2022 relaja la disciplina presupuestaria, ya que abre la puerta a los déficits primarios, al endeudamiento, y además se queda corto para cubrir requerimientos en rubros como inversión, educación y salud, consideraron especialistas.

“La restricción presupuestaria se relaja con déficits primarios en 2021 y 2022 (de -0.4 y -0.3 por ciento respectivamente), pero debido a la presión al alza en algunos gastos se estima poco probable que en 2023 pueda regresar al superávit, como se espera”, señaló en entrevista Alejandra Macías, directora de investigación del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

Añadió que para el próximo año se relaja el discurso de no endeudamiento, debido a que se prevé un déficit primario, aunque no es muy grande. El endeudamiento para 2022 se está planteando en 3.2 por ciento del PIB, en cerca de un billón de pesos.

Esto se debe a la necesidad de recursos, sobre todo porque no se planteó una reforma fiscal, porque aún con la miscelánea están proyectando que los ingresos no van a ser suficientes, recalcó Macías.

Janneth Quiroz, subdirectora de Análisis Económico de Grupo Financiero Monex, expuso que el déficit primario planteado para 2022 apunta a que el nuevo secretario de Hacienda, Ramírez de la O, intenta con el PEF 2022 apoyar el crecimiento económico del país, algo que de alguna manera se criticó mucho el año pasado, cuando se tuvo una crisis bastante severa y no se observó ningún tipo de apoyo fiscal.

Explicó que este déficit lo que muestra es que a pesar de que la recuperación económica continúa, y con ello los ingresos, el Gobierno está dispuesto a gastar un poco más, pero no es algo que parezca un gasto desbordado, que eleve sustancialmente la deuda, ya que es un déficit bastante moderado, por lo que es una noticia positiva, porque la economía aún no alcanza los niveles previos a la pandemia.

“Es posible que para 2023 se plantee algo similar, siempre y cuando sea un déficit del tamaño que se está planteando, se debe tomar de manera positiva porque será un actor económico que contribuirá con un mayor gasto en la economía”, dijo.

Consideró que si el déficit se mantiene bajo control no sería un foco de alerta o que genere una aversión al riesgo entre los inversionistas, ya que sería bastante limitado o cercano a cero.



Categorías:Nacional

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: