FAT paralizará la CDMX el dos de junio por incumplimiento de acuerdos

Martín Aguilar

Mediante un bloqueo de cuatro horas en céntricas avenidas de la Ciudad de México que “sólo es un ejemplo de lo que viene el 2 de junio” y a través de una rueda de prensa, los integrantes de Fuerza Amplia de Transportistas (FAT) anunciaron medidas de presión al Gobierno de la capital, porque simple y sencillamente incumplió la promesa de anunciar en este mes de mayo el incremento a la tarifa mínima del transporte público concesionado en 3 pesos a los 5 que se cobran actualmente.

Nicolás Vázquez, Enrique Hernández y Francisco Carrasco, entre otros de los voceros de Fuerza Amplia de Transportistas, expresaron en Rueda de Prensa celebrada esta mañana en el cruce de las avenidas 20 de Noviembre e Izazaga que los funcionarios del gobierno de la Ciudad de México encabezado por Claudia Sheinbaum Pardo, son los responsables de las afectaciones que realizaron hoy y realizarán a los ciudadanos el próximo 2 de junio.

“Nosotros les habíamos dicho a ustedes semanas atrás que confiábamos en nuestro gobierno y en que tendríamos una respuesta favorable porque así nos lo hicieron saber, pero no ocurrió”, expresó Hernández, mientras Vázquez Figueroa dio a conocer que por las profundas necesidades del gremio, hoy “ya no son solicitudes, sino exigencias a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, la cual continúa ejerciendo una profunda violencia política, económica y social contra quienes movilizamos a la mayor cantidad de personas en la capital del país”.

Entre las 8 de la mañana y el mediodía, los transportistas bloquearon con autobuses, microbuses y vagonetas, además de decenas de operadores y familiares la avenida Izazaga en el Centro Histórico y sus intersecciones en Pino Suárez, San Antonio Abad, 20 de Noviembre, 5 de Febrero, Isabel la Católica, Bolívar y el Eje Central.

Con cartulinas y lonas recordaron que la tarifa que cobran los concesionarios del servicio de transporte público concesionado en la Ciudad de México es “injusta” a la vista de lo que cobran sus compañeros en otros estados y recordaron que son “rehenes políticos” de “los gobiernos de izquierda que han hecho caso omiso a nuestras demandas, quienes quieren tener un buen transporte público, a costa de nuestro bienestar, de nuestro patrimonio, nuestro trabajo y de nuestras familias que han visto deteriorarse nuestro nivel de vida desde hace 25 años”.

Recordaron que la Ciudad de México es la que traslada a los ciudadanos con el más bajo costo, 5 pesos. Mientras en la ciudad de Monterrey o el Estado de México tienen tarifas 140% superiores al cobrar 12 pesos; en Saltillo son 160% por arriba de lo que cobramos por mover a una persona al costar 13 pesos y Mexicali es 180% mayor con un costo de 14 pesos.

También que la tarifa en 1995 costaba 1.50 pesos y hoy sólo ha aumentado 3.50 pesos, cuando el costo del litro de gasolina en aquel año era de 2.24 pesos y hoy es de 24. Hoy existe una diferencia de 19 pesos entre el costo de un viaje y un litro de combustible, cuando en 1995 era de apenas 0.74 centavos.

El combustible, reiteraron, subió casi 850% entre 1995 y este 2022; las unidades sufrieron un incremento de 1,800 por ciento y el salario mínimo se modificó 824.44%, mientras la tarifa por cada viaje sólo sufrió una compensación de 233 por ciento.

“También les hemos dicho que el costo del servicio de transporte del Gobierno de la Ciudad de México sufrió un incremento de 806% en la Red de Transporte de Pasajeros (RTP), cuyo precio real en 2020 era de 13.59 pesos por cada pasajero, mientras que el Trolebús se incrementó 1,909% por ciento al ser de 30.14, pese a que el público el costo va de los 2 y hasta 4 pesos”, expuso Enrique Hernández.

Hoy más que nunca está más viva nuestra exigencia de incrementar el precio de la tarifa en 3 pesos, cualquiera que sea la forma y/o fórmula: directa al usuario, mediante una parte al costo al público y otra mediante subsidio o subsidio completo, pero no migajas, que nos quieran dar 50 centavos o un peso, apuntaron los transportistas.

“De una vez lo decimos con bastante claridad: La autoridad es la responsable de esta situación ya que hemos sido pacientes y conscientes de la afectación que pudiera realizarse a los ciudadanos; hemos estado a la espera de una respuesta positiva, pero a partir de este incumplimiento, hacemos responsable al Gobierno que encabeza Claudia Sheinbaum de la afectación que estamos haciendo hoy y la de la siguiente semana, porque estos gobiernos de Morena simple y sencillamente no cumplen a la ciudadanía”, expresaron los transportistas, quienes bloquearán la ciudad el próximo jueves 2 de junio.

Incluso, uno de los enlaces de la Dirección de Concertación Ciudadana llegó al lugar del bloqueo para informar a los transportistas que acudiría uno de los altos funcionarios del gobierno a dialogar y llevarles una oferta para que levantaran la movilización y anularan la del 2 de junio, hecho que no ocurrió.



Categorías:Nacional

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: